.

.

JUEZ DUBERLI RODRÍGUEZ: “PROCESADOS PENALMENTE DEBERÍAN IR A LA CÁRCEL UNA VEZ CONDENADOS”

Actualmente existen 80 mil 600 presos en las cárceles del Perú, más de 40 mil son presos preventivos, es decir, que no están condenados, pero que sin embargo, ya están presos.

Duberli Rodríguez Tineo, Juez Supremo Titular integrante de la Sala Permanente de la Corte Suprema de Justicia de la República, expuso éste y otros datos interesantes durante la ponencia Cátedra Jurídica: “Uso abusivo de la prisión preventiva”, organizado por la Facultad de Derecho de la Universidad César Vallejo (UCV).

Durante su exposición, Rodríguez Tineo enfatizó que cuando se inician procesos penales, se inicia la investigación, ahora llamada investigación preparatoria (primera fase del proceso penal), donde los procesados deben afrontar el proceso en libertad, o comparecencia, es decir, siguen haciendo sus actividades y concurren cuando las autoridades lo llamen, y excepcionalmente, en prisión preventiva

“Cuando una persona está sometida a un proceso penal, la regla es que debe ir a la cárcel cuando ya es condenado, antes no, pues le ampara la presunción de inocencia, pero ¿qué pasa si lo mandan preso preventivamente sin condena y después lo absuelven?, nadie le va devolver todo lo que ha perdido, como ha ocurrido en varias oportunidades”, mencionó Rodríguez.

El Juez Supremo criticó el que primero se meta preso al sujeto y luego se le investigue, considerando una mala práctica del Sistema Judicial Peruano, obedeciendo a la presión ciudadana, la cual debido al problema de inseguridad ciudadana, cree que cualquier procesado debe ir a la cárcel.

Entre los casos que Rodríguez mencionó se encuentran Edita Guerrero Neira, cantante del grupo Corazón Serrano quien fuera asesinada, y donde la ciudadanía presionó para que su esposo, entonces uno de los sospechosos sin pruebas que lo condenen, vaya preso.

También mencionó a la ex congresista Nancy Obregón, quien ha estado cuatro años bajo prisión preventiva, sin razón para que esté presa, debido a que era una ex congresista con familia, domicilio y trabajo conocido.

“¿Por qué pensar que se va fugar?, una persona debe ir presa cuando se piensa que no concurrirá al proceso, eso puede ocurrir con narcotraficantes o crimen organizado, pero no con personas que tienen una vida normal, sin embargo, ha ocurrido así con Rómulo León Alegría o Gregorio Santos”, finalizó Rodríguez Tineo.



TwitterFacebookGoogle Plus









http://www.trujilloprensa.com/






Con la tecnología de Blogger.