.

.

LAS OCI INCUMPLEN SU FUNCIÓN PREVENTIVA

“El control interno deben implementarse en todas las instituciones públicas del país constituye la "vacuna" o el "sistema inmunológico" para luchar contra la corrupción y proteger los bienes y recursos del Estado”, fue la propuesta del ex Controlador General de la Republica, Fuad Khoury, sin embargo esto quedo en saco roto por el Poder Ejecutivo en la lucha contra la corrupción en el país.

El Órgano de Control Institucional (OCI) es el encargado de realizar los servicios de control simultáneo y posterior; así como los servicios relacionados, conforme al Plan Anual de Control y a las disposiciones aprobadas por la Contraloría General de la República (CGR).

Las OCI dependen funcionalmente de la Contraloría, ejerce sus funciones con sujeción a la normativa y a las disposiciones que emita la CGR en materia de control gubernamental. Depende administrativamente del Ministerio de Economía y Finanzas.

Sin embargo las OCI en algunas entidades públicas no cumplen su función preventiva, y en muchas oportunidades no tienen presencia en las actuaciones administrativas de los gobiernos regionales y municipales, como son las licitaciones públicas que muchas veces no son transparentes, así como en los concursos públicos para captar personal directivo, funcionarios, profesional y administrativo.

El Gobernador del Gobierno Regional La Libertad en coordinación con el Jefe del Órgano de Control Institucional de la Región deben definir adecuadamente el perfil del personal que forman parte del OCI, debidamente capacitado y con la experiencia profesional para el cargo, a fin de evitar la actitud inquisidora y lograr una labor preventiva y un control profesional con verdaderos criterios de transparencia y gobernabilidad.

El Titular del Gobierno Regional, debe plantear la iniciativa normativa para que todas las entidades que pertenezcan a la Región, sean instaladas progresivamente una oficina de Órgano de Control Institucional para prevenir este mal endémico como es la corrupción. El gobierno nacional comience a diseñar y ejecutar planes de Políticas Publicas de Estado sobre el tema en mención.
 
Recordemos que el Órgano de Control Institucional es clave para prevenir los actos de corrupción, es hora que las OCI cumplan su verdadera función y luchen contra la corrupción que se da en la administración pública. 

Por: Jorge Apolitano Rodriguez









http://www.trujilloprensa.com/


Con la tecnología de Blogger.